Una segunda oportunidad, libro con alma.

El apareció un día, con un pequeño libro que me enamoró por su historia personal y me dijo que quería darle una segunda oportunidad, de una forma diferente.
Pero lo más bonito fue cuando me dijo que había visto mi trabajo a través de las redes y que quería que fuese yo la que lo hiciese.
Ayer lo recogió, sonrrió y me abrazó, me dijo que no se había equivocado al traérmelo a mí y los dos nos emocionamos.
Ahora podéis entender porque soy cada vez más feliz con mi trabajo, todo absolutamente todo, merece la pena.
Gracias Isacio por confiar en mi trabajo💛

 



Deja un comentario